Periódico en línea

Registrado en el Tribunal de Milán, n° 197 de 25/06/2015

  • BIOGRAFÍA
  • IMÁGENES

EMANUEL CECCHINI

Por Aniello Luciano - 14 julio 2017
Habilidades técnicas

Ofensivas. A la izquierda en el doble cinco, Emanuel Cecchini encuentra el alma de su juego, siendo muy funcional en el 4-2-3-1 de Julio Falcioni. Posee mucha confianza en su habilidad técnica, en particular cuando maneja el balón con el pie derecho, con el que es capaz de rematar con potencia y precisión desde la media y larga distancia, encontrando a veces el gol. En situaciones de posesión es elegante, bastante rápido y lineal, mientras que su búsqueda del juego horizontal es aún para corregir. Sabe moverse sin balón y ofrecerse para el pase atrás o para jugar de rebote, gracias a su capacidad de jugar a un toque.

Defensivas. Junto a la colaboración de su compañero Eric Remedi, quien es el que tiene más labores defensivas, consigue mantener el mediocampo ordenado. Al mismo tiempo, Cecchini es el que coordina los tiempos de la presión, saliendo muchas veces a presionar muy arriba y eligiendo con inteligencia los momentos para atacar a los rivales. Tiene buena carrera, lo que le permite corregir sus posiciones y también la de sus compañeros y cerrar las líneas de pase, incluso en el último momento. Cuando recupera balones trata de hacerlo anticipando al rival antes de que este se mueva para que la intervención sea lo más limpia posible. Es muy hábil en la protección del balón aunque le gusta jugar demasiado de lujo cuando sale de la presión de los adversarios.

PERSONALITY

STAMINA

SKILLS

SPEED/REACTION

Carrera

Desde que nació Rodrigo Emanuel Cecchini fue acostumbrado a anticipar los tiempos. Vio la luz en vísperas de Navidad de 1996 en Ingeniero Luis A. Huergo, ciudad dedicada al primer ingeniero de Argentina, donde solía pasar los días en la guardería siempre acompañado por un balón. Una costumbre que llevó a su padre Noel a inscribirlo en el Club Social y Deportivo Huergo, que dejó solo para ir a un club de primer nivel, es decir el Banfield. En la provincia de Río Negro los blanquiverdes organizaban pruebas y el pequeño Cecchini fue entre los seis seleccionados pero el único que dejó su casa para mudarse a las pensiones del Taladro. Se quedará ahí durante todo 2010, en el año de la novena división, antes de mudarse a otra pensión a Lomas de Zamora y desde ahí observar más de cerca al primer equipo. En 2013 hubo el momento crucial. Daniel Garnero, quien había asumido el cargo de entrenador tras el descenso a la Primera B Nacional, lo citó durante la pausa invernal del campeonato. Los duros entrenamientos en las playas de Mar del Plata no afectaron al espíritu del chico de 16 años quien, en cambio, se mostró ya maduro para probar el campo de juego junto a sus nuevos compañeros. Un gran agradecimiento a Fernando Cinto (responsable de las juveniles) y a Miguel Robinson “Pico” Hernández y a Atilio Valdez (los técnicos de la sexta y séptima división), la firma en el primer contrato profesional y unos instantes frente al Defensa y Justicia, en los que reemplazó a Juan García en el minuto 93 del último partido del año. Antes del debut desde el banquillo fue alentado por Matías Almeyda, quien estaba al mando de Banfield desde hace dos meses y con el que volverá a la Primera División en la temporada siguiente.

Es un gran entrenador, estimado por todos. Le da importancia y espacio a los jóvenes. Nos hace sentir parte importante del equipo y nos da muchos consejos. Con él y Gabriel Amato (el asistente de Almeyda, nda) hablo todo el tiempo

dijo sobre el ex mediocampista de Lazio, Inter, Parma y Brescia.

Después de haberse acostumbrado a la nueva categoría (1 presencia en 2014/2015 y dos en la temporada siguiente) y haber integrado la Selección Sub20 de Humberto Grondona (jugó en la Copa del Atlántico 2014 y estuvo cerca de ser citado para el Mundial 2015), gracias también a un notable crecimiento muscular, conquistó la titularidad con Julio Falcioni en septiembre de 2016 y menos de un mes más tarde contribuyó a la victoria frente al Club Atlético San Martín con un gol de pura rabia con el que cogió por sorpresa al portero rival. Como hizo el Inter de Milán, en colaboración con el Genoa, con los clubes (Sevilla, Basilea, Villarreal) que pretenden fichar al chico. El último jugador del Banfield que vistió la camiseta negriazul fue un tal Javier Zanetti. Seguir sus huellas es el sueño de Emanuel pero dejar su casa ayudando a su club a clasificar a los dieciseisavos de la Copa Argentina sería una buena despedida.

Información Del Jugador

Emanuel Cecchini es un chico positivo y con la cabeza bien puesta, quien se expresa con la delicadeza típica de su edad. Es tímido frente a las cámaras pero al mismo tiempo posee un carácter fuerte formado por su larga experiencia fuera de casa. A Ingeniero Luis A. Huergo regresa cada vez que puede para juntarse con su familia (tiene tres hermanos, de los que uno menor de dos años que juega en el Banfield, y una hermanita) y con los amigos de la infancia, que representan su única válvula de escape en una vida en la que el deseo de convertirse en un profesional fue siempre su prioridad, por la que abandonó los estudios tras la escuela secundaria. Lo que más lo caracteriza son el carisma, reconocido por todos en el vestuario del Banfield, y la humildad de pensar antes en los éxitos de sus compañeros, considerados como compañeros de la vida, agradeciendo en cualquier ocasión a los que contribuyeron a su crecimiento como hombre y futbolista. Por cierto, con una madre que trabaja como directora de colegio y con un padre chófer, el orden y la disciplina no podían faltar en su composición genética.

Rol

Mediocampista central

Pro Y Contra

MÁS Perspicacia táctica, dinamismo, remate

MENOS Exceso de seguridad en sus habilidades técnicas, juego aéreo

Send this to a friend